.
.

ESTATURA DE SANCHO EL FUERTE DE NAVARRA

Sancho el Fuerte - Estatua de TudelaEl rey Sancho el Fuerte fue uno de los protagonistas de la crucial batalla de las Navas de Tolosa, donde una coalición de reyes cristianos, entre los que estaba el rey navarro, acabó con las tropas sarracenas en los campos de Jaén, en el año 1.212. Las Navas de Tolosa es una de las batallas más importantes de la Reconquista.

Una de las curiosidades que rodean a Sancho el Fuerte es su inusual envergadura. En muchos estudios históricos se le da una altura que alcanza los 2,20 metros. Estatura impresionante que muchos no llegan a creer.

El cálculo científico de la altura del rey Sancho el Fuerte fue estudiado por primera ver por Luis del Campo, médico forense e historiador. El obtuvo la altura tras analizar las medidas del fémur del rey Sancho el Fuerte que fueron constatadas en el siglo XVII por el subprior Huarte, uno de los canónigos de la Colegiata de Roncesvalles. Con los datos facilitados por Huarte, Luis del Campo dio tres medidas para el fémur del rey teniendo en consideración las tres maneras posibles de medir la longitud de un fémur. Estas medidas son:

60,851 cm.
62,283 cm.
63,024 cm.

Es decir. El fémur del rey medía entre 60,851 cm. y 62,283 m.

Sobre estas medidas Luis del Campo calculó una altura máxima que podía alcanzar los 2,319 m. y una altura mínima de 2,227 m. (bajar estudio de Luis del Campo en este link). De la altura propuesta por Luis del Campo viene la creencia de la altura tan enorme a la que antes me he referido: 2,20 cm. Esta altura es la propuesta por la mayoría de los que se han ocupado del tema con posterioridad. El problema es que también Luis del Campo, en otro estudio, la biografía que escribió sobre el rey Navarro, usando las tablas antropométricas de otros autores da una altura mínima de 1,95 m. y máxima de 2,22 m. 

Ante esta contradicción, que ha llevado a engaño a muchos historiadores, y como es un asunto sumamente curioso, decidí también estudiarlo. Y que mejor manera que aplicar al tamaño del fémur del rey las tablas antropométricas que a día de hoy utilizan en las facultades de biología y antropología de las universidades. Así, utilizo las tablas de Trotter y Gleser. Estas tablas son también usadas habitualmente por los médicos forenses y por la policía científica. Es decir, la clave está en usar tablas de eficacia contrastada, de más valor científico hoy que las que en su día uso el forense Luis del Campo. La verdad es que me extraña que esto no se le haya ocurrido a nadie antes. Quizá sea porque los historiadores somos de letras. En fin, vamos a convertirnos por un momento en sagaces investigadores forenses, al estilo de los de la serie de televisión CSI  Sonrisa.

Concretamente, para calcular la altura de un individuo varón de raza caucásica (es decir, de raza blanca) a partir de la longitud de su fémur, la fórmula es la siguiente:

E=2,38*F+61,41+3,27

Donde F es la longitud del fémur en centímetros

Por tanto, si aplicamos la fórmula de Trotter y Gleser a los tres valores de longitud del fémur del rey dados por Luis del Campo la talla del rey sancho sería:

- Longitud del fémur: 63,024 cm.----- 2,38*63,024+61,41+3,27 = 206,23 +- 3,27 .

Si aplicamos +-3,27 a 206,23 nos da los siguientes valores: entre 202,96 y 209,5 cm.

- Longitud del fémur: 62,283 cm. ----- 2,38*62,283+61,41+3,27 = 209,64 +- 3,27 .

Si aplicamos +-3,27 a 209,64 nos da los siguientes valores: entre 206,37 y 212,91 cm.

- Longitud del fémur: 62,283 cm. ----- 2,38*62,283+61,41+3,27 = 211,40 +- 3,27 .

Si aplicamos +-3,27 a 211,40 nos da los siguientes valores: entre 208,13 y 214,67 cm.

Conclusión: el rey Sancho el Fuerte tuvo una altura mínima de 202,96 cm. y una altura máxima de 214,67 cm.

Si sacamos la media de estas alturas mínima y máxima tendremos una talla de 208,81 cm. Por tanto, podemos decir que el rey Sancho el Fuerte medía alrededor de los 2,10 metros de altura.

Sancho el Fuerte - Sepulcro de RoncesvallesPor tanto es exagerado decir que el rey Sancho el Fuerte alcanzó los 2,20 metros de altura. Pero también carece de realismo dudar, como en algún lugar he leído, que el rey pudo alcanzar los dos metros de altura, cuando los superaba ampliamente.

La talla del rey es una estatura asombrosa no sólo para la época, sino también para nuestros tiempos, ya que el rey Sancho el Fuerte tenía la envergadura de un pívot de baloncesto. Esta altura le daría una estampa impresionante entre sus contemporáneos y entre los reyes de los otros reinos hispanos con los que compartió la hazaña de Las Navas de Tolosa. No es de extrañar que le llamaran el Fuerte. Seguro que los sarracenos que se enfrentaron a él en los campos de Jaén se asombraron y quedaron intimidados con lo que se les venía encima, un rey gigante que acometía feroz contra ellos ese histórico 16 de julio de 1.212…

Más información sobre Sancho el Fuerte en estos enlaces:

- Sancho el Fuerte y el castillo de Tudela.
- Sancho el Fuerte y la catedral de Tudela.
- Sancho el Fuerte y el Palacio de Navarra – Pamplona.
- Vidriera de la Batalla de Las Navas de Tolosa – Roncesvalles.
- Sepulcro de Sancho el Fuerte – Roncesvalles.
- Monumento de la Batalla de las Navas de Tolosa – Jaén
- Museo – Centro de Interpretación de la Batalla de las Navas – Jaén.
- Mapas interpretativos de la Batalla de las Navas de Tolosa

© Julio Asunción
julioasuncion@hotmail.com

Bunkers de la Playa de Capbretón–Landas-Francia

Búnker de la playa de Capbretón - Landas - Francia

Localicazión Playa de Capbretón - Landas - FranciaCapbretón es una localidad turística que se encuentra en del departamento de las Landas, al suroeste de Francia. Destaca por sus largas playas abiertas al Cantábrico. En una de sus playas unas enormes masas de cemento rompen la uniformidad de la arena. Son los bunkers que aquí levantaron las tropas alemanas para defender esta zona de un posible desembarco aliado durante la II Guerra Mundial.

Los años, las mareas y el embate de las aguas del fiero Cantábrico han convertido estas construcciones militares en ruinas que hoy tienen una belleza extraña. Caminar entre estos monstruos abatidos por la naturaleza tiene un encanto especial, que hace pensar.

Estos bunkers, toneladas de cemento armado, preparados para aguantar bombardeos, no han podido con la fuerza del mar. Las aguas del Cantábrico, aliadas con el viento de las tormentas y la galerna, han derrumbado estas máquinas de matar construidas por el hombre.

Bunkers de Capbretón

Donde una vez hubo cañones y soldados armados preocupados por si no llegaban a ver el sol del día siguiente, hoy hay cangrejos que trepan tranquilos por las gruesas paredes de cemento armado y, cuando sube la marea, peces que se recrean en los recovecos y covachas de las fortificaciones hoy arruinadas.

Hoy no vemos a soldados patrullando al borde del mar. Son los bañistas los que han tomado la playa y disfrutan del sol plácidamente tirados en las doradas arenas.

Bañistas en la playa de los búnkers de Capbretón

Una gran enseñanza nos invade paseando entre estas ruinas de la Guerra Mundial. Nuestra infinita soberbia, tan propia de los humanos, a veces nos hace olvidar la fuerza de la Madre Tierra. Hasta nuestras construcciones más sólidas son insignificantes ante el poder de la Naturaleza.

 

El mejor momento para disfrutar de este fantasmal paisaje es con marea baja y al atardecer, cuando el sol del ocaso pone una pincelada roja en el cielo para completar este cuadro que evoca el estilo del Romanticismo. Aquí no se representan ruinas de castillos medievales. Son fortalezas modernas, del siglo XX, pero que también emanan ese aire melancólico y decadente que tanto gustaba a los escritores y pintores de la segunda mitad del siglo XIX.

© Julio Asunción
julioasuncion@hotmail.com

Localización bunkers de la playa de Capbretón

Ir a: Bunkers de la playa de Capbretón

 
Ver Bunkers de la playa de Capbretón en un mapa más grande

- Bunkers de la playa de Capbretón

Dos libros para conocer Navarra

La Guía arqueológica de Navarra nos acerca a la Prehistoria y a la época romana de Navarra. Cuevas donde habitaron los primeros navarros, monumentos megalíticos, villas y ciudades romanas desfilan por sus páginas facilitándonos un viaje al pasado de Navarra.
En 8 planes para conocer Navarra se plantean ocho propuestas donde visitaremos árboles monumentales, bosques excepcionales, seguiremos las huellas de dos de los más importantes reyes de Navarra y descubriremos algunos de los monumentos medievales más desconocidos de Navarra.